Mensaje del Presidente del Partido Conservador, Hernán Andrade Serrano, en el aniversario número 23 del magnicidio de Álvaro Gómez Hurtado

Mensaje del Presidente del Partido Conservador, Hernán Andrade Serrano, en el aniversario número 23 del magnicidio de Álvaro Gómez Hurtado

Como cada dos de noviembre, con profundo dolor, el  Directorio Nacional Conservador y su Bancada de Congresistas recuerdan la pérdida de su gran líder Álvaro Gómez Hurtado, asesinado en esta fecha el año 1995, por infames balas sicariales que le alcanzaron cuando salía de ejercer la que tal vez era su actividad más grata, a saber, la de educar a la juventud, la de compartir su sabiduría con sus estudiantes.

Álvaro Gómez Hurtado fue excepcional en cuanto pudo reunir en sí mismo todas las calidades que debe tener un buen líder político. Integridad y honestidad a toda prueba. Profundo rigor intelectual, y una disciplina de estudio y lectura que le hizo siempre estar a la vanguardia de todas las discusiones públicas. Convicción y decisión de liderazgo, y un amor profundo por su país, que se expresaba en una vocación absoluta hacia el bien común, hoy tristemente difícil de encontrar. Todas estas virtudes le hicieron merecedor del respeto de todo un país, al punto de que incluso sus contradictores ideológicos reconocían su valor, su inteligencia y su honestidad.

Nuevamente, el Partido Conservador Colombiano hace un llamado a que se termine con la impunidad que ha cubierto a este crimen, y que evidentemente obedece a una elaborada estrategia para proteger a quienes hayan ordenado el asesinato. Son numerosos los indicios y las pruebas que muestran que, de maneras muy diversas, se ha tratado de encubrir a los autores del crimen que hoy recordamos. Colombia no puede tolerar esta impunidad, y el Partido Conservador se encargará de recordar al país, cuantas veces sea necesario, que los responsables de este crimen deben algún día enfrentar la fuerza de la Justicia.

Expresamos nuestra solidaridad con la familia Gómez Hurtado, y les agradecemos por mantener vivo el legado de nuestro líder, y por persistir en su anhelo de justicia. A la Universidad Sergio Arboleda, de la cual fue cofundador, donde oficiaba como educador y donde fue asesinado el doctor Gómez Hurtado, también nuestra más profunda expresión de solidaridad y gratitud.

 

Hernán Andrade Serrano

Presidente